pixel
COMPARTIR

Cómo conservar el vino en casa

Para degustar un buen vino y que este mantenga un estado óptimo mientras está almacenado, es imprescindible que no descuides la forma de conservar el vino en tu hogar. En este artículo te brindaremos algunos consejos para que cada vez que abras tus botellas puedas disfrutar de vinos en las mejores condiciones.

 

¿Por qué es necesario cuidar la conservación del vino?

Aunque lo primero que a todos nos gusta es que el vino se sirva bien presentado en la copa que corresponda según el tipo y en cubiteras elegantes, el sabor y la textura son los protagonistas a la hora de la cata. Por ello, si guardas las botellas de vino, por ejemplo, junto al microondas o la nevera, deberás tomar medidas porque de lo contrario es probable que el mágico momento de abrir una botella de vino y deleitar a tu paladar se vea truncado.

 

Es fundamental que sepas que al vino hay que mimarlo. Piensa que, aunque esté embotellado, sigue madurando y evolucionando, y, por tanto, precisa de unas condiciones ambientales adecuadas para su conservación, de modo que al descorcharlo se encuentre en su punto óptimo.

 

Hay que mimar al vino para que al descorcharlo se encuentre en su punto óptimo.

Recomendaciones para conservar el vino en casa

Está claro que tener una vinoteca climatizada en casa sería lo ideal, pero si no tienes espacio o si de momento no entra en tus planes comprar una, no te preocupes. En las siguientes líneas encontrarás varios trucos para mantener la calidad del vino en tu hogar con resultados satisfactorios.

 

Ojo con los cambios bruscos de temperatura

Si no quieres que tus vinos se echen a perder, debes tener en cuenta que el vino debe estar a una temperatura constante entre los 12 ºC y los 16 ºC. Debes evitar almacenar las botellas en lugares en los que haya subidas o bajadas drásticas de temperatura. Te recomendamos que, a ser posible, almacenes las botellas en una bodega, sótano o trastero, y siempre lejos de calefacciones o aires acondicionados. Además, es una buena idea colocar un termómetro cerca de los vinos para supervisar la temperatura.

 

Controla la humedad ambiental

Elige siempre un lugar fresco y con una humedad que se encuentre entre el 70 % y el 80 %. Así, el corcho se mantendrá en perfectas condiciones y ni se secará ni se humedecerá. ¿Por qué es tan importante que el corcho permanezca en buen estado? Porque si el corcho se seca, el tapón podría encogerse y sería muy fácil que entrara aire en la botella y se produjera la oxidación prematura del vino. Si, por el contrario, el corcho se humedece, se darían las condiciones adecuadas para que apareciesen el moho y los molestos hongos y se estropearía el vino con facilidad.

 

Para saber si el sitio de almacenamiento mantiene la humedad óptima te aconsejamos que utilices un higrógrafo y lo deposites al lado de las botellas. De esta forma, tendrás bajo control el estado de tus vinos y podrás tomar medidas en caso de que la estancia experimente grandes cambios de humedad.

 

Evita la luz directa

La exposición directa a la luz, tanto natural como artificial, acelera la degradación de los vinos y favorece reacciones químicas como la oxidación, con la consiguiente pérdida de calidad. Busca un lugar oscuro para su almacenamiento siempre que puedas. No obstante, si no es posible, guarda las botellas en muebles cerrados o compra vinos que vengan empaquetados en cajas o estuches.

 

Intenta colocar las botellas en posición horizontal para que el corcho esté siempre en contacto directo con el vino.

Vigila la ventilación de la estancia

Aunque creas que no es necesario, debes evitar que tus vinos se expongan a agentes externos, por ejemplo al contacto con fuentes de olores fuertes, para evitar que su sabor y aroma se vean alterados. El mejor consejo que podemos darte es que coloques las botellas de vino en lugares bien ventilados para aislarlos de peligros de estas características. Además, realizar este gesto también te ayudará a regular la humedad en la estancia y reducir la aparición de hongos.

 

¿Posición horizontal o vertical?

También es importante que tomes en cuenta la posición de las botellas para preservar sus características organolépticas. Intenta colocarlas siempre en posición horizontal para que el corcho esté en contacto directo con el vino de forma permanente. Si el corcho se seca, tal y como hemos explicado anteriormente, el cierre dejaría de ser hermético y podría entrar aire y estropear el vino.

 

Otro consejo que te damos es que debes conseguir que el vino repose de manera óptima y evolucione de la forma más natural posible. Por tanto, no agites o muevas bruscamente las botellas.

 

Sí se debe hacer una excepción con los vinos espumosos como el cava. Al contener gas carbónico que tiende a subir, es preferible que los coloques en vertical para que el corcho mantenga siempre el nivel de humedad que necesita. Además, esta posición favorecerá también la propia conservación del gas en el interior de las botellas.

 

¿Cuánto tiempo pueden estar en conservación los vinos?

Es necesario que tengas en cuenta factores como la edad del vino, el lugar de procedencia o el tipo de uva para saber los tiempos adecuados de conservación. No obstante, de forma general, los vinos jóvenes debes beberlos en el año de la cosecha, los crianza en el transcurso de los cinco años siguientes y los reserva y gran reserva, por el contrario, sí permiten un tiempo de conservación de diez o quince años aproximadamente.

 

¿Qué hacer con las botellas de vino a medias?

Si no vas a beberte el contenido de una vez, es preferible que conserves el vino en la nevera, no sin antes haber reducido el contacto del vino con el aire para evitar la oxidación. Existen tapones especiales para guardar las botellas en la nevera. En su lugar, también puedes cambiar el vino a una botella más pequeña y cerrarla con el corcho bien apretado.

 

En conclusión, si sigues los consejos ofrecidos en este post para conservar el vino, estamos convencidos de que podrás disfrutar del placer de una copa de tu bebida favorita siempre que se presente la ocasión. Te animamos a visitar nuestra tienda online para que puedas hacer tu propia selección de vinos y recibirlos cómodamente en tu domicilio.

 

 

 

 

No pueden faltar en tu vinoteca